¿Necesitas un cerrajero de urgencia?

¡Contrátanos, somos profesionales!

Estamos Ubicados En Calle La Exaltación de Baco, bloque 5, Sevilla.

¿Tienes alguna duda o consulta sobre nuestros servicios?

¡Escríbenos, te contactaremos a la brevedad!

eyJpZCI6IjExIiwibGFiZWwiOiJmb3JtdWxhcmlvIiwiYWN0aXZlIjoiMSIsIm9yaWdpbmFsX2lkIjoiNCIsInVuaXF1ZV9pZCI6InZibjIzYSIsInBhcmFtcyI6eyJlbmFibGVGb3JNZW1iZXJzaGlwIjoiMCIsInRwbCI6eyJ3aWR0aCI6IjEwMCIsIndpZHRoX21lYXN1cmUiOiIlIiwiYmdfdHlwZV8wIjoibm9uZSIsImJnX2ltZ18wIjoiIiwiYmdfY29sb3JfMCI6IiNjZGNkY2QiLCJiZ190eXBlXzEiOiJjb2xvciIsImJnX2ltZ18xIjoiIiwiYmdfY29sb3JfMSI6IiNjZGNkY2QiLCJiZ190eXBlXzIiOiJjb2xvciIsImJnX2ltZ18yIjoiIiwiYmdfY29sb3JfMiI6IiMyZDVjODgiLCJiZ190eXBlXzMiOiJjb2xvciIsImJnX2ltZ18zIjoiIiwiYmdfY29sb3JfMyI6IiNmZjgwN2MiLCJmaWVsZF9lcnJvcl9pbnZhbGlkIjoiIiwiZm9ybV9zZW50X21zZyI6IlRoYW5rIHlvdSBmb3IgY29udGFjdGluZyB1cyEiLCJmb3JtX3NlbnRfbXNnX2NvbG9yIjoiIzRhZThlYSIsImhpZGVfb25fc3VibWl0IjoiMSIsInJlZGlyZWN0X29uX3N1Ym1pdCI6IiIsInRlc3RfZW1haWwiOiJvc3dhbGRvY292YWNvdmFAZ21haWwuY29tIiwic2F2ZV9jb250YWN0cyI6IjEiLCJleHBfZGVsaW0iOiI7IiwiZmJfY29udmVydF9iYXNlIjoiIiwiZmllbGRfd3JhcHBlciI6IjxkaXYgW2ZpZWxkX3NoZWxsX2NsYXNzZXNdIFtmaWVsZF9zaGVsbF9zdHlsZXNdPltmaWVsZF08XC9kaXY+In0sImZpZWxkcyI6W3siYnNfY2xhc3NfaWQiOiIxMiIsIm5hbWUiOiJmaXJzdF9uYW1lIiwibGFiZWwiOiIiLCJwbGFjZWhvbGRlciI6Ik5vbWJyZSIsInZhbHVlIjoiIiwidmFsdWVfcHJlc2V0IjoiIiwiaHRtbCI6InRleHQiLCJtYW5kYXRvcnkiOiIxIiwibWluX3NpemUiOiIiLCJtYXhfc2l6ZSI6IiIsImFkZF9jbGFzc2VzIjoiIiwiYWRkX3N0eWxlcyI6IiIsImFkZF9hdHRyIjoiIiwidm5fb25seV9udW1iZXIiOiIwIiwidm5fb25seV9sZXR0ZXJzIjoiMCIsInZuX3BhdHRlcm4iOiIwIiwidm5fZXF1YWwiOiIiLCJpY29uX2NsYXNzIjoiIiwiaWNvbl9zaXplIjoiIiwiaWNvbl9jb2xvciI6IiIsInRlcm1zIjoiIn0seyJic19jbGFzc19pZCI6IjEyIiwibmFtZSI6InRlbCIsImxhYmVsIjoiIiwicGxhY2Vob2xkZXIiOiJUZWxcdTAwZTlmb25vIiwidmFsdWUiOiIiLCJ2YWx1ZV9wcmVzZXQiOiIiLCJodG1sIjoidGV4dCIsIm1hbmRhdG9yeSI6IjEiLCJtaW5fc2l6ZSI6IiIsIm1heF9zaXplIjoiIiwiYWRkX2NsYXNzZXMiOiIiLCJhZGRfc3R5bGVzIjoiIiwiYWRkX2F0dHIiOiIiLCJ2bl9vbmx5X251bWJlciI6IjAiLCJ2bl9vbmx5X2xldHRlcnMiOiIwIiwidm5fcGF0dGVybiI6IiIsInZuX2VxdWFsIjoiIiwiaWNvbl9jbGFzcyI6IiIsImljb25fc2l6ZSI6IiIsImljb25fY29sb3IiOiIiLCJ0ZXJtcyI6IiJ9LHsiYnNfY2xhc3NfaWQiOiIxMiIsIm5hbWUiOiJlbWFpbCIsImxhYmVsIjoiIiwicGxhY2Vob2xkZXIiOiJFbWFpbCIsInZhbHVlIjoiIiwidmFsdWVfcHJlc2V0IjoiIiwiaHRtbCI6ImVtYWlsIiwibWFuZGF0b3J5IjoiMSIsIm1pbl9zaXplIjoiIiwibWF4X3NpemUiOiIiLCJhZGRfY2xhc3NlcyI6IiIsImFkZF9zdHlsZXMiOiIiLCJhZGRfYXR0ciI6IiIsInZuX29ubHlfbnVtYmVyIjoiMCIsInZuX29ubHlfbGV0dGVycyI6IjAiLCJ2bl9wYXR0ZXJuIjoiMCIsInZuX2VxdWFsIjoiIiwiaWNvbl9jbGFzcyI6IiIsImljb25fc2l6ZSI6IiIsImljb25fY29sb3IiOiIiLCJ0ZXJtcyI6IiJ9LHsiYnNfY2xhc3NfaWQiOiIxMiIsIm5hbWUiOiJtZXNzYWdlIiwibGFiZWwiOiIiLCJwbGFjZWhvbGRlciI6Ik1lbnNhamUiLCJ2YWx1ZSI6IiIsInZhbHVlX3ByZXNldCI6IiIsImh0bWwiOiJ0ZXh0YXJlYSIsIm1hbmRhdG9yeSI6IjEiLCJtaW5fc2l6ZSI6IiIsIm1heF9zaXplIjoiIiwiYWRkX2NsYXNzZXMiOiIiLCJhZGRfc3R5bGVzIjoiIiwiYWRkX2F0dHIiOiIiLCJ2bl9vbmx5X251bWJlciI6IjAiLCJ2bl9vbmx5X2xldHRlcnMiOiIwIiwidm5fcGF0dGVybiI6IjAiLCJ2bl9lcXVhbCI6IiIsImljb25fY2xhc3MiOiIiLCJpY29uX3NpemUiOiIiLCJpY29uX2NvbG9yIjoiIiwidGVybXMiOiIifSx7ImJzX2NsYXNzX2lkIjoiMTIiLCJuYW1lIjoic2VuZCIsImxhYmVsIjoiRW52aWFyIiwiaHRtbCI6InN1Ym1pdCIsImFkZF9jbGFzc2VzIjoiIiwiYWRkX3N0eWxlcyI6IiIsImFkZF9hdHRyIjoiIiwiaWNvbl9jbGFzcyI6IiIsImljb25fc2l6ZSI6IiIsImljb25fY29sb3IiOiIiLCJ0ZXJtcyI6IiJ9XSwib3B0c19hdHRycyI6eyJiZ19udW1iZXIiOiI0In19LCJpbWdfcHJldmlldyI6InNpbXBsZS13aGl0ZS5wbmciLCJ2aWV3cyI6IjE0OTQiLCJ1bmlxdWVfdmlld3MiOiIxMDE2IiwiYWN0aW9ucyI6IjMiLCJzb3J0X29yZGVyIjoiNCIsImlzX3BybyI6IjAiLCJhYl9pZCI6IjAiLCJkYXRlX2NyZWF0ZWQiOiIyMDE2LTA1LTAzIDE1OjAxOjAzIiwiaW1nX3ByZXZpZXdfdXJsIjoiaHR0cHM6XC9cL3N1cHN5c3RpYy00MmQ3Lmt4Y2RuLmNvbVwvX2Fzc2V0c1wvZm9ybXNcL2ltZ1wvcHJldmlld1wvc2ltcGxlLXdoaXRlLnBuZyIsInZpZXdfaWQiOiIxMV84NjEyNDkiLCJ2aWV3X2h0bWxfaWQiOiJjc3BGb3JtU2hlbGxfMTFfODYxMjQ5IiwiY29ubmVjdF9oYXNoIjoiMmU2NGI2NjYxYjRjOGI3MGY3NDRlYjQxNjQ4NTI4YjIifQ==

Guía para elegir el mejor cerrojo según el tipo de puerta

Guía para elegir el mejor cerrojo según el tipo de puerta

Los cerrojos son los sistemas de bloqueo de puertas más sencillos, al menos en su origen. Es precisamente su sencillez de uso y de instalación lo que los convierte en un complemento perfecto, de las cerraduras, en el objetivo de aumentar la seguridad contra intrusos y delincuentes.

Pero no hay que dejar que su sencillez nos lleve a engaños. Los cerrojos también han evolucionado, incorporando primero llaves (cerrojos FAC, SAG y Lince, entre otros) y luego electrónica y comunicación inalámbrica, como en los nuevos cerrojos invisibles.

Los propietarios que no desean quedar al margen de esta evolución tecnología intentan mantener el paso de los fabricantes. Sin importar cuanta información puedas encontrar en internet, siempre escuchamos la misma pregunta: ¿Cuál es el cerrojo ideal para mi tipo de puerta?

Y precisamente el objetivo de este texto es ayudarte en el proceso de selección del mejor cerrojo para tu puerta. Tener esta información es importante antes de contactar con el cerrajero de confianza que realizará el trabajo.

¿Cuántos tipos de puerta existen?

Existen innumerables tipos de puertas. Con el auge en la seguridad lo primero que ha aumentado es la diversidad de puertas en el mercado. Sin embargo, las clasificaremos en tres tipos.

Puertas de Madera y PVC

Las puertas de madera son las más tradicionales, y las de PVC se construyen para imitar el aspecto y funcionalidad de las de madera. Se trata de la opción más básica en seguridad y ofrecen una resistencia muy baja a romperse (“baja resistencia a la efracción” es el término técnico).

Los fabricantes saben de esta vulnerabilidad, y han comenzado a añadir refuerzos metálicos a ciertos lugares de la puerta. Estos añadidos convierten a las puertas de madera y PVC en nuestro siguiente tipo de puertas.

Puertas Blindadas

Una puerta se considera blindada cuando se le añaden refuerzos metálicos en los laterales, esquinas y en la zona de la cerradura. Esto facilita la instalación de sistemas de seguridad como cierres multipuntos, que además suelen venir preinstalados en la puerta.

Sin embargo, las puertas que se venden como blindadas en el mercado español están reforzadas con chapas muy delgadas. Por lo general menores a 1 mm de espesor. Esto ciertamente es una mejora con respecto a las puertas tradicionales, pero para muchos no es suficiente.

Puertas Acorazadas

Las puertas acorazadas poseen una estructura completamente construida en metal, con refuerzos internos y chapas que cubren el exterior e interior de la puerta. Sobre esta estructura se colocan paneles decorativos a gusto y necesidad del consumidor.

La resistencia estructural de estas puertas es mucho mejor que los tipos anteriores. En la actualidad los expertos en seguridad las recomiendan como puertas principales, muy por encima de las puertas blindadas o las tradicionales.

¿Cuáles tipos de cerrojos existen?

¿Cuáles tipos de cerrojos existen?

En cuanto a los cerrojos, pueden distinguirse tres tipos principales. Expondremos brevemente sus características para que los propietarios sepan distinguirlos claramente entre sí.

Cerrojos simples

Los cerrojos simples existen desde la antigüedad. No poseen cilindro ni llave, y su apertura y cierre se realiza desde la parte interna de la puerta en forma manual. Estos cerrojos simples pueden instalarse sobre la puerta (cerrojos simples de sobreponer) o dentro de la misma (cerrojos enrasados).

Cerrojos con llave

Son el tipo más común de cerrojos y de estos existen una gran variedad. Los más comunes tienen un cilindro por el exterior y un botón en el interior. Normalmente se instalan sobre la puerta a la altura de los ojos, o en cualquier lugar donde se pueda operar con facilidad.

Los cerrojos con cilindros intercambiables también están disponibles, y muchos cerrajeros los prefieren. Un bombín intercambiable permite actualizar con facilidad la tecnología de la llave sin tener que sustituir completamente el cerrojo.

Los cerrojos con llave pueden ser del tipo de sobreponer, o también instalarse dentro de la puerta (cerrojos empotrados).

Cerrojos electrónicos

También conocidas como cerraduras invisibles. Se trata de un tipo de cerrojo que puede activarse remotamente, desde varios metros de distancia de la puerta. Son muy fáciles de instalar y de operar, y pueden ubicarse en cualquier lugar de la puerta, al no requerir manipulación.

Eligiendo el mejor cerrojo según el tipo de puerta

Ahora vamos a lo importante ¿Cuál cerrojo escoger para tener una puerta más segura? Todo depende del tipo de puerta que tengas, como veremos a continuación.

En puertas tradicionales

En las puertas de madera y PVC es muy sencillo instalar cualquier tipo de cerrojo. Sin embargo, recomendamos a los propietarios actualizar este tipo de puertas, dada su baja resistencia al apalancamiento y la perforación.

Un cerrojo electrónico ubicado en una posición inusual puede añadir algunos segundos adicionales de protección contra un ataque.

Si decides instalar un cerrojo con llave, te recomendamos añadir un escudo apropiado para protegerlo y elegir uno que posea una placa antitaladro, pues la estructura de la puerta no ofrece ninguna protección al cerrojo ni al cilindro.

En puertas blindadas

En las puertas con estructura reforzada también resulta fácil instalar cerrojos adicionales. Puedes elegir cerrojos enrasados simples, para ofrecer un cierre nocturno sencillo y efectivo, pero te recomendamos algo más resistente y que puedas poner al salir de casa.

Los mejores en este caso son los cerrojos de sobreponer con cilindro y botón. Se pueden instalar rápidamente sobre la puerta y el cerco, pero debes asegurarte que se utilicen los tornillos de la longitud apropiada y con un escudo a medida.

En puertas acorazadas

En puertas acorazadas

En puertas acorazadas todos depende de la estructura de la misma. Al tratarse de una puerta reforzada por dentro y por fuera, es importante que el agujero que realice el instalador no dañe ninguno de los elementos estructurales de la puerta.

Afortunadamente los fabricantes de puertas suelen dejar el espacio suficiente para instalar un cerrojo de sobreponer, por lo que no tendrás problemas a la hora de añadir un cerrojo con llave.

Muchos cerrajeros recomiendan instalar un buen bombín de perfil europeo en la cerradura principal, y un cerrojo con doble cilindro como complemento. Si eliges un modelo de cerrojo con bombín intercambiable podrás utilizar la misma llave en ambos cierres, lo que aumenta la comodidad.

error: Content is protected !!